B-865

Calculadora Antigua Thales CER con Cubierta de Madera y Funcionando. Alemania, Años 30

Impresionante calculadora antigua Thales CER con cubierta de madera de roble original. Funcionando.

authentication_certify

Preciosa calculadora antigua Thales CER, de funcionamiento mecánico y con mecanismo de molinete. Esta fascinante máquina data de los años 30-40 del siglo XX y fue fabricada en Alemania. Se encuentra en magníficas condiciones y funciona de maravilla, pudiendo utilizarla para realizar las cuatro operaciones aritméticas básicas con resultados cien por cien fiables. La calculadora, además, se presenta sobre su base original de madera y conserva también la cubierta del mismo material. Ambas piezas se conectan mediante la cerradura y la llave originales, en perfecto estado de funcionamiento. La calculadora muestra un diseño clásico de la época, con carcasa de metal esmaltado en negro y números pintados en blanco y rojo. El esmalte es original y se conserva en muy buen estado, así como la pintura de los números. A la izquierda de las palancas de los dígitos aparece el logotipo de la marca Thales, una bonita firma diagonal grabada y esmaltada en cursiva. Además, en la esquina inferior derecha de la máquina podemos ver el modelo y el número de serie: CER 40971. Por su parte, la cubierta y la base están realizadas en madera de roble maciza, magníficamente conservada y de un bello color dorado. El asa de metal plateado es también la original. Los coleccionistas de antigüedades mecánicas encontrarán una pieza exclusiva en esta antigua calculadora Thales CER, un artículo de primer orden.

Historia de las Calculadoras Thales

Las calculadoras Thales se comenzaron a fabricar en 1911, cuando Emil Schubert, encargado de la compañía Triumphator-Werke, decidió fundar su propia empresa de máquinas de calcular junto con L. Haberer. Sin embargo, el éxito de las calculadoras Thales se debió en su mayor parte a Max Mueller, un hombre con gran talento para los negocios. En 1933, Mueller fue condenado por malversación y dejó la empresa, y solo tres años después el partido nazi obligó a Schubert a abandonar también la compañía sin llevarse las patentes. Tras la Segunda Guerra Mundial Max Mueller volvió a liderar la firma Thales-Werke, esta vez ubicada en Rastatt. Sus calculadoras volvieron a ser un éxito de ventas y se mantuvieron en el mercado hasta finales de los años 60, cuando la empresa cesó la producción.

30 Piezas Recomendadas Dentro De La Misma Categoría: